Noticias Banbu

El enemigo invisible en su hogar: ¿Cómo los productos cotidianos están dañando su salud hormonal?

por Verónica Díez Lantarón en Jul 17, 2023

El enemigo invisible en su hogar: ¿Cómo los productos cotidianos están dañando su salud hormonal?

En Banbu no sólo ofrecemos productos de origen natural por una cuestión de responsabilidad con el planeta, los animales y el medioambiente, si no también por el daño que pueden causar lo químicos derivados de los plásticos que componen, por ejemplo, los cosméticos o sus envases. Uno de los principales males a consecuencia de estos químicos son los disruptores endocrinos.

Los disruptores endocrinos son sustancias químicas que pueden interferir con la producción, transporte, metabolismo o acción de hormonas en nuestro cuerpo. Estas sustancias químicas se encuentran comúnmente en productos que utilizamos todos los días, como plásticos, cosméticos, pesticidas, alimentos procesados y productos farmacéuticos. A medida que estos productos se descomponen, pueden liberar sustancias químicas que pueden afectar la función hormonal normal.

Microscopio

 

¿Cómo pueden afectar los disruptores endocrinos a nuestra salud hormonal?

La salud hormonal es fundamental para nuestro bienestar general, ya que las hormonas son sustancias químicas que actúan como mensajeros en nuestro cuerpo, controlando una amplia variedad de funciones corporales y regulando el equilibrio interno del cuerpo. Las hormonas están involucradas en procesos tan diversos como el crecimiento y desarrollo, la reproducción, el sueño, el estado de ánimo, el metabolismo y la respuesta al estrés.

Cuando nuestras hormonas están desequilibradas o no funcionan correctamente, pueden surgir una variedad de problemas de salud. Por ejemplo, la disminución de los niveles de hormonas sexuales como la testosterona o el estrógeno puede causar disfunción sexual, cambios de humor y aumento de la grasa corporal. Los niveles de hormonas tiroideas bajos pueden causar fatiga, aumento de peso y depresión. Además, los cambios hormonales pueden aumentar el riesgo de desarrollar enfermedades crónicas como la diabetes, el cáncer y enfermedades del corazón.

Es por eso que mantener una salud hormonal adecuada es importante para nuestra salud general. Al tomar medidas para reducir nuestra exposición a los disruptores endocrinos y otras sustancias químicas tóxicas, así como llevar un estilo de vida saludable, como una dieta equilibrada y ejercicio regular, podemos ayudar a asegurar que nuestras hormonas estén en equilibrio y funcionando correctamente. Esto puede ayudarnos a sentirnos mejor y reducir el riesgo de desarrollar problemas de salud a largo plazo.

Los disruptores endocrinos afectan a la salud hormonal de diversas maneras, y su impacto puede ser especialmente preocupante durante períodos críticos de desarrollo, como la gestación y la infancia temprana. Algunas de las formas en que los disruptores endocrinos pueden afectar nuestra salud hormonal incluyen:

  1. Imitar la acción de las hormonas naturales: Los disruptores endocrinos pueden imitar la acción de las hormonas naturales en nuestro cuerpo, lo que puede causar que los receptores hormonales se activen o desactiven en momentos inapropiados. Por ejemplo, los disruptores endocrinos que imitan la acción del estrógeno pueden causar que los receptores hormonales de las células de la mama, la próstata y el útero se activen en momentos inapropiados, lo que puede aumentar el riesgo de cáncer.

  2. Interferir con la producción de hormonas: Los disruptores endocrinos también pueden interferir con la producción de hormonas en nuestro cuerpo. Por ejemplo, algunos disruptores endocrinos pueden afectar la producción de hormonas tiroideas, lo que puede causar problemas de tiroides.

  3. Alterar el transporte y metabolismo de hormonas: Los disruptores endocrinos también pueden alterar el transporte y metabolismo de hormonas en nuestro cuerpo, cuasando problemas hormonales. Por ejemplo, algunos disruptores endocrinos pueden alterar la forma en que nuestro cuerpo procesa el estrógeno, lo que aumenta el riesgo de cáncer de mama.

  4. Cambiar la forma en que las células responden a las hormonas: Los disruptores endocrinos también pueden cambiar la forma en que las células responden a las hormonas. Por ejemplo, algunos disruptores endocrinos pueden causar que las células grasas se multipliquen, aumentando el riesgo de obesidad.

Mujer cansada

Ha habido numerosos estudios científicos que han examinado los efectos negativos de los disruptores endocrinos en nuestra salud hormonal. Por ejemplo, un estudio publicado en la revista Environmental Health Perspectives encontró que la exposición a ciertos disruptores endocrinos durante la gestación y la infancia temprana puede estar asociada con un mayor riesgo de autismo y otros trastornos del espectro autista en los niños.

Otro estudio publicado en la revista Environmental Science and Pollution Research encontró que la exposición a ciertos disruptores endocrinos, incluyendo bisfenol A y ftalatos, puede estar asociada con un mayor riesgo de obesidad y diabetes en los niños.

 

¿Cómo podemos reducir nuestra exposición a los disruptores endocrinos?

Reducir nuestra exposición a los disruptores endocrinos puede ser un desafío, ya que estas sustancias químicas se encuentran en muchos productos cotidianos. Sin embargo, existen algunas medidas que podemos tomar para limitar nuestra exposición a estos productos químicos y proteger nuestra salud hormonal:

  • Elige productos naturales: Una manera efectiva de reducir nuestra exposición a los disruptores endocrinos es elegir productos naturales y orgánicos siempre que sea posible. Esto puede incluir productos de limpieza, cosméticos, alimentos y productos para el cuidado personal. Busque productos que no contengan sustancias químicas peligrosas, como ftalatos, bisfenol A (BPA) y parabenos.

  • Compre productos frescos y enteros: Los alimentos procesados y enlatados suelen contener sustancias químicas adicionales, incluyendo aditivos y conservantes que pueden actuar como disruptores endocrinos. En su lugar, opta por alimentos frescos y enteros, especialmente frutas y verduras orgánicas, carnes y pescados frescos y productos lácteos no procesados.

  • Usa productos de vidrio o acero inoxidable: En vez de usar recipientes de plástico para almacenar alimentos y líquidos, inclínate más por recipientes de vidrio o acero inoxidable para reducir la exposición a los disruptores endocrinos que se liberan de los plásticos.

  • Evita productos con fragancias artificiales: Las fragancias artificiales en productos como perfumes, productos para el cuidado personal y limpieza del hogar pueden contener una variedad de productos químicos tóxicos, entre los que se encuentran los disruptores endocrinos. Trata de evitarlos en favor deproductos sin fragancia o con fragancias naturales.

  • Lee bien las etiquetas de los productos: Recuerda leer las etiquetas de los productos que utiliza y evite aquellos que contienen sustancias químicas conocidas por ser disruptores endocrinos. Intenta buscar productos que estén etiquetados como libres de BPA, ftalatos y otros productos químicos tóxicos.

Envases de productos para el hogar de plástico

En conclusión, los disruptores endocrinos son sustancias químicas que pueden afectar negativamente la función hormonal normal en nuestro cuerpo.Están en productos que utilizamos todos los días, desde plásticos hasta productos farmacéuticos. La evidencia científica ha demostrado que la exposición a los disruptores endocrinos puede estar asociada con una amplia variedad de problemas de salud, incluyendo cáncer, problemas de tiroides, obesidad y diabetes.

Aunque puede ser difícil evitar completamente los disruptores endocrinos en nuestra vida diaria, está en nuestra mano tomar medidas para reducir nuestra exposición a estas sustancias químicas. Esto puede incluir la elección de productos naturales en lugar de productos químicos y el consumo de alimentos orgánicos. Es importante prestar atención a las sustancias químicas en los productos que utilizamos y hacer cambios donde sea posible para proteger nuestra salud hormonal y mejorar nuestro bienestar general.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada